¡Cómo se divierten los niños en el campa!

24 de julio de 2018 Ver más noticias

Te invitamos a conocer cómo se lo pasan los niños de entre 7 y 14 años que asisten al campamento de integración de verano de Menudos Corazones en una granja de Brunete (Madrid).

DOMINGO, 22 DE JULIO

¡Arranca el campamento con ilusión y muchas ganas de aventura! Pero lo primero que hacemos al llegar a la granja es comer, que tenemos mucha hambre.

Con el estómago lleno nos reunimos para conocer a los monitores, las normas del recinto…  Y antes de ir a nuestras habitaciones los monitores nos mostraron unos bailes que seguro seguiremos ensayando estos días de campamento.

Tras decorar las habitaciones y los talleres, pusimos rumbo a la piscina. ¡Qué ganas teníamos de darnos un baño!

Después de las duchas y de la cena, disfrutamos de la primera velada, jugando en grupos a ‘Atrapa la bandera’. ¡Buen cierre del día!

LUNES, 23 DE JULIO

La mejor forma de comenzar el día es realizando unos estiramientos y unos bailes antes de desayunar.

Cargados de energía con el desayuno, nos dividimos en grupos para realizar una yincana con diferentes pruebas.

Cada grupo debía superarlas para conseguir una pieza del rompecabezas y formar la palabra AMISTAD.

También desplegamos nuestra creatividad con el taller de juguetes artesanos y hasta nos dio tiempo de diseñar nuestros puestos de la feria.

Pero antes de la velada nocturna, nos refrescamos en la piscina, jugamos, charlamos y tomamos un poco el sol. ¡Nos lo merecíamos!

Por fin llegó la noche y dio comienzo la feria, con los puestos tan estupendos que hicimos.

MARTES, 24 DE JULIO

Con la llegada de un nuevo día, desplegamos toda nuestra energía y disfrutamos de una mañana muy especial como granjeros. Cuidamos a los animales, recogimos verduras del huerto, montamos a caballo… ¡Yupiiii!

Después de la comida hemos tenido un taller de carpintería. Cogimos las herramientas y nos pusimos manos a la obra.

¿Adivinas lo que hemos creado? Venga, te ayudamos un poco: es algo que sirve para jugar… ¡Sí, eso mismo! ¡Un pinball! Le dedicamos mucho tiempo pero el resultado valió la pena.

Como es (buena) costumbre, antes de la cena nos refrescamos en la piscina un buen rato y al llegar la noche sacamos las linternas para jugar a ‘lobos y corderos’. ¿Qué equipo crees que se escondió mejor?

 

MIÉRCOLES, 25 DE JULIO

Llegamos al ecuador del campamento y lo celebramos con una excursión fantástica, en pleno contacto con la naturaleza.

Remojamos nuestros pies en el río e hicimos un picnic. ¡Comer al aire libre, sobre el césped, es una delicia!

Después de un necesario descanso, algunos emprendimos un paseo por el río mientras que otros preferimos jugar al fútbol, a las cartas, charlar, o hacer pulseras.

Sin darnos casi cuenta llegó la hora de merendar y regresar al albergue para ducharnos y cenar.

El cierre del día fue genial: vimos una peli y comimos ricas palomitas.

 

JUEVES, 26 DE JULIO

¡Los días en la granja vuelan! Y eso ocurre porque lo estamos pasando fenomenal y porque estamos entre amigos, disfrutando como lo que somos: niñas y niñas.

Hoy hemos podido montar nuevamente a caballo y ver de cerca a algunos animales. ¡Son tan tiernos!

Qué mejor, ya que vamos de caballos y jinetes, que participar en la yincana de Don Quijote de La Mancha y Sancho Panza. ¡Hasta hemos creado nuestros propios molinos de viento!

Como es costumbre, cuando llega la hora de la piscina nos ponemos fe-li-ces. Nos refrescamos, reímos, jugamos, charlamos… ¡Y cogemos fuerzas para la velada de esta noche!

Con la salida de la luna, comenzó, por petición unánime de todos los participantes del campa, el mítico y popular FURORRRR de Menudos Corazones.

¡Nos lo pasamos súper!


VIERNES, 27 DE JULIO

Hoy hemos tenido una jornada culinaria… Comenzamos el día con una versión del mítico programa “El precio justo”. Por equipo, debíamos descubrir el valor de un kilo de tomates, una docena de huevos, etc., para obtener dinero.

Y te estarás preguntando, ¿para qué necesitábamos el dinero? Pues para comprar ciertos productos de alimentación, ya que el resto lo recogimos directamente del huerto.

Seguro que ya has descubierto el tema de la velada de esta noche. ¡Pues claro! De MasterChef.

Por eso, hemos creado nuestros propios mandiles en un taller muy chulo.

Y antes de meternos en “la cocina”, nos ganamos un refrescante baño en la piscina.

¡Qué nervios teníamos todos al empezar nuestro concurso de MasterChef! Hemos estado MUY profesionales en la elaboración de nuestros platos y todos los grupos hemos recibido un premio: al plato más ecológico, al mejor presentado…

¡Somos unos artistas!

 

SÁBADO, 28 DE JULIO

El último día de campamento nos levantamos con unas ganas locas de aprovecharlo al máximo.

Los ‘peques’ y los ‘medianos’ hemos terminado los talleres de la semana, mientras los mayores hemos saltado en tirolina y en el puente tibetano. ¡Cómo ha molado!

Disfrutamos a tope de nuestra última mañana de piscina y en un pispás llegó la tarde, momento que aprovechamos para ponernos guapas y guapos con nuestra camiseta de Menudos Corazones.

Con ella y con nuestra mejor sonrisa, dimos la bienvenida al acto de agradecimiento a los patrocinadores de nuestro querido campa, en el que también recibimos nuestros diplomas de acampados.

Gracias, Iberdrola, por patrocinar esta semana tan especial para todos los ‘menudos’.

Y gracias, también, a Cecabank y a la Fundación Mutua Madrileña por ayudarnos a hacerlo posible.

Por parte de Cecabank asistió Juan Antonio Arroyo (en la foto), nuestro patrono y tesorero, que abanderó la candidatura de la Fundación en la convocatoria para empleados ‘Tú eliges’ de 2017, que eligió el campamento de niños como uno de los proyectos galardonados.

Para cerrar esta fantástica semana, degustamos una barbacoa al aire libre y dimos paso a la música y al baile. ¡Fiesta, fiesta!

Con alegría y un poquito de nostalgia nos despedimos de los compañeros y del campa con cientos de recuerdos bonitos que nos acompañarán en nuestra vuelta a casa.


Gracias a todos
los que lo han hecho posible este campamento de integración, tan necesario para normalizar el ocio de los niños con cardiopatías congénitas: patrocinadores, colaboradores, voluntarios, equipo de Menudos Corazones, nuestras sanitarias -la médico Miriam y la enfermera Isabel-, monitores, el personal de la granja escuela…

A todos, gracias, de corazón.